Personal sin fiscalización no puede pretender el pago de horas extras

Colegiado define al trabajo en sobretiempo como aquel lapso laborado excediendo la jornada legal u ordinaria existente, y por lo cual su remuneración merece un tratamiento especial.

Carpathia Workmen
Share:

Dado que los trabajadores no sujetos a fiscalización directa o inmediata no cuentan con una jornada máxima, no son susceptibles de trabajar en sobretiempo y, por ende, no pueden pretender el pago de horas extras.

Este constituye el principal lineamiento jurisprudencial que se desprende de la sentencia recaída en la Casación Laboral N° 21585-2018 Lima, emitida por la Segunda Sala Suprema de Derecho Constitucional y Social Transitoria, que declara fundado dicho recurso, detalla Benites, Vargas & Ugaz Abogados en su reciente boletín laboral mensual en el cual se da cuenta de este pronunciamiento judicial.

 

Fundamento

A criterio del supremo tribunal el artículo 5 del TUO de la Ley de Jornada de Trabajo, Horario y Trabajo en Sobretiempo, D. S. N° 007-2002-TR, es expreso al señalar que los trabajadores no comprendidos en la jornada máxima serán los de dirección, los que no están sujetos a fiscalización inmediata y los que prestan servicios intermitentes de espera, vigilancia o custodia.

Además, advierte de la lectura del inciso c) del artículo 10 del reglamento del TUO de dicha ley, D. S. N° 008-2002-TR, que se considerarán trabajadores no sujetos a fiscalización inmediata a aquellos que realizan sus labores o parte de ellas sin supervisión inmediata del empleador, o que lo hacen parcial o totalmente fuera del centro de trabajo, acudiendo a él para dar cuenta de su trabajo y realizar las coordinaciones pertinentes.

A la par, define al trabajo en sobretiempo como aquellas horas trabajadas excediendo la jornada legal u ordinaria existente en un centro de labores, y por lo cual su remuneración merece un tratamiento especial, teniendo en cuenta los artículos 23 y 25 de la Constitución Política, referidos al Estado y el trabajo, así como a la jornada de trabajo.

También acoge lo dispuesto en el Convenio N° 001 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Convenio sobre las horas de trabajo (industria), 1919, aprobado por Resolución Legislativa N° 10195 y ratificado por el Perú cuyo artículo 2 señala que en todas las empresas industriales públicas o privadas, o en sus dependencias, cualquiera que sea su naturaleza, con excepción de aquellas en que solo estén empleados los miembros de una misma familia, la duración del trabajo del personal no podrá exceder de ocho horas por día y de 48 por semana, salvo las excepciones previstas.

Precisamente, a tono con ello, advierte que el artículo 1 del D. S. N° 007-2002-TR señala que la jornada ordinaria de trabajo para varones y mujeres mayores de edad es de ocho horas diarias o 48 horas semanales como máximo, pudiéndose establecer por ley, convenio o decisión unilateral del empleador una jornada menor a las máximas ordinarias.

En ese contexto, el colegiado determina que solo se pueden generar horas extras cuando se tenga que cumplir una jornada establecida.

En el caso materia de la casación, la sala suprema considera que encontrándose calificada la prestación de servicios del demandante en el proceso como “no sujeta a fiscalización inmediata”, no resulta razonable asumir la prestación efectiva de servicios por el período comprendido entre enero del 2008 hasta enero del 2014, solo tomando como base su permanencia en días específicos luego de las 16:30 horas en las instalaciones de la entidad y menos por la entrega de un celular.

Esto porque no obran en el expediente correspondiente documentos que acrediten o generen la convicción de la existencia de una fiscalización permanente por parte de la entidad empleadora, detalla Benites, Vargas & Ugaz Abogados en su reciente boletín laboral mensual.

 

Recomendaciones

A criterio del laboralista Jorge Luis Acevedo Mercado, esta sentencia ratifica la regla del TUO de la Ley de Jornada de Trabajo, Horario y Trabajo en Sobretiempo, y su reglamento, que establece que los trabajadores no sujetos a fiscalización inmediata no cuentan con una jornada máxima y como tal no pueden, por su propia naturaleza, laborar horas extras.

Por ende, recomienda a los empleadores calificar a su personal teniendo en cuenta que hay trabajadores sujetos a fiscalización y otros no porque salen a la calle o son autónomos al desempeñarse como vendedores o inspectores.

De no hacer esta calificación, para el empleador después sería difícil alegar que ciertos trabajadores no están sujetos a fiscalización, precisó. Además, indicó que otorgar un celular a un trabajador no fiscalizado per se no genera su fiscalización, aunque pudiera servir para hacer coordinaciones o brindar servicios. Salvo que se pruebe que efectivamente ese celular sirve para que el trabajador sea fiscalizado intensamente, detalló el experto y socio de Benites, Vargas & Ugaz Abogados.

Por último, el especialista sugirió a los trabajadores que no creen ser no fiscalizados demostrar que efectivamente reciben fiscalización de su empleador en forma permanente e intensa.

 

Fuente: Diario El Peruano

Etiquetas:
Carpathia Workmen
Share:

Expositores con destacada experiencia

Nuestros capacitadores son de primer nivel y cuentan con una amplia experiencia en los cursos especializados del mercado.

Ver mas Expositores